jueves, 29 de diciembre de 2011

Las Navidades en Los Malabares

Remembranza de las Navidades y dar a conocer como son en las comunidades de San Carlos del estado Cojedes.


Las Navidades en Los Malabares.


La Navidad, fiesta de la Natividad de Jesucristo.
Mes de Diciembre, época de paz, el intercambio de regalo, las cenas navideñas a base de hallacas, ensalada de gallina, pan de jamón, los dulces criollos.
Para el año de 1920 aproximadamente, se ubican unas familias que construyeron unos ranchos de bahareques y fue conocido como el Barrio “El Huesero”, viene su nombre folclórico porque donde funciona actualmente Aguas de Cojedes y Bus Cojedes, en el año de 1925 hubo un Matadero Municipal Sancarleño, por lo que se acumulaban promontones de huesos de res y que bajan los zamuros como nube , limita por el Sur con la carretera de las gandolas, por el Oeste calle Ayacucho, por el Norte la calle Salias y Este la calle Ricaurte. Luego en el año de 1945 paso a llamarse “Los Malabares” hasta el presente y sus linderos pasaron a ser: por el Norte calle Sucre y Av. Estadium, por el Sur Av. José Laurencio Silva y Aeropuerto, por el Este Av. José Laurencio Silva y la Urb. “Romulo Gallegos” ,por el Oeste Av. Ricaurte.
En las casas se colocaban arbolitos adornados con pelotitas de algodón o si no cortaban ramas de la mata de chaparro y con jabón azul lo dejaban bello. Se adornaban con motivos alegóricos a esa fecha, a partir del 16 de ese mes comienzan las tradicionales Misas de Aguinaldos, a las 4 de la mañana comenzaban y desde las 3 sonaban las campanas a llamar a los feligreses estaban acompañadas de cohetes y música de aguinaldos. Un grupo de amigos de los Malabares entre ellos: Ismael Garmendia “bachaco”, José Gregorio Marín “cheo”, Argenis Pedreañez “la vieja” y su hermano Emiro “cara e niña”, Anibal Sánchez “el ratón”, Cesar Esterlin “el culeta”, Argenis Salazar “ el sapo”, Anibal Castro “ el verraco”, Romulo Suarez “ burro negro” y su hermano Wledy, después de las misas los patinadores se concentraban en la placita Santo Domingo o la Bolívar y demostraban su destreza en el patinaje para lucirles a las jóvenes espectadoras, ni hablar de la venta de arepitas dulce o manduca.
No faltaba en el patio un cochino que era engordado durante los meses anteriores para comerlo en esa época o lo vendían para ayudarse en los gastos, a su vez Don Pastor Sierra “el mocho pastor” se le veía montado en su burro de nombre Doroteo, acompañado por su hijo Isaias Abreu, el cual los compraba y en su casa los preparaba para su venta.
En noche buena se reunían para celebrar como la familia Varrones y Sánchez, en casa de Don Pascual Varrones, no faltaba las sabrosas hallacas preparada con un buen toque culinario de Doña María Marín y los dulces de lechosa y piña por Doña Carlota de Sánchez, no faltaba el pernil de cochino, la torta negra, el ponsigue, el ponche crema caseros o comercial, el vino, que degustaban los compadres Samuel Elias Sánchez “el morocho” y don Pascual, ni hablar de la musica para animar la fiesta con los recordados Lp de Acetatos en los radios tocadisco, marca Nivico y las inolvidables orquestas de la Billos Caracas Boys, Los Melódicos, El Súper Combo Los Tropicales, Los Blancos, La Dimensión Latina, entre otras. Al día siguiente de Navidad, todas las familias acostumbraban a darse el aguinaldo, intercambiando hallacas y dulces con los vecinos, amigos y familiares toda una tradición que se ha ido perdiendo, era una manera de compartir, al igual que el llamado “Regalo del Niño Jesús”.
Entretanto los parranderos y sus aguinaldos recorrían la comunidades, visitando las familias y desearles los parabienes, alegraban con sus versos, a éstas a su vez les obsequiaban con dulces, palitos de licor y dinero, entre esas parrandas están: la “Central Cojedes” del Barrio Paso de la Negra y su director era Pablo Tarazona “manco paulo”, “La Parranda de Yagua”, del Barrio El Chuchango, de Perfecto Curiel, “La Flor Cojedes” de Alfredo Martinez “el turuto”, que tiempos vienen a la memorias con esa tradición ya no se ve como antes ahora son las gaitas las que animan . Entre esa familias nombraremos: la señora Rosa Moreno y sus famosos dulces de lechosa, Francisca Avila “doña Pancha” y sus exquisitas hallacas y el dulce de arroz con coco, doña Nicolaza Martinez y sus hallacas Bauleñas, ni olvidar a doña Celia Sánchez con el hervido saca ratón y sus típicas hallacas o la de doña María Abreu la señora del “mocho Pastor” y sus hallacas.
Para el 31 se celebraba el día de Año Nuevo en la noche casi todo el pueblo se concentraban a las 12:00 en la Iglesia de La Concepción para recibir el Nuevo Año con Dios, se cantaban aguinaldos y se lanzaban cohetes que anunciaban que había llegado el Año Nuevo y todo el mundo se confundía en un solo abrazo, los que no iban estaban en casa como un tradición familiar, escuchando la emisora Radio San Carlos, la única que había para esa época y en la voz de Don Peter Taffin, escuchar el poema del poeta venezolano Andrés Eloy Blanco y las 12 uvas del tiempo, después de darse el abrazo, esa camarilla de amigos recorrían toda la Barriada y hasta cómico era al decir: Feliz Año “burro negro”, “culo e puya”, “cara e niña”, “chivo arrecho”, “ cotejo”. “ bachaco”, “locadio”, “cheo virotu”, el guaro cheo”, “ ratón”, “pico e tusa”, “la tusa y su hermana galápago”, “el verraco”, “ caimán y la baba”, “el pescador manuel” entre tantos otros más.
Nos viene a la memoria como una tradición familiar , ir a ver el nacimiento que elaboraba Don Caledonio Avila, donde esta actualmente El Palacio de Justicia, encontrarse casi toda la familia de la Barriada “ Los Malabares”. Otras familias que disfrutaban esas fechas : Carmen Zapata “la tuca” y sus hallacas llanera”, doña Aleja de Míreles, la señora María Eustacia de Bolívar y sus hallacas Bauleñas, sin olvidar las fiestas en casa de la señora María Erma y “el cubiro”, Fernando Guevara y familia, la señora María Perez y su hija Gladys, Rafael Ochoa, el maestro Carlos La Rosa y familia, Licis Castillo y su mamá Rosa Castillo, Demetrio Ruiz “piedra” y su esposa Nicacia, Petra Ochoa y familia, Lorenzo Perez y familia, la señora Ana de Rojas y su esposo “rojita”, don Pedro “el sheriff”, don Roberto Hernandez “el mecánico del pueblo” y familia, doña Paula Montero y su hermana Vicenta, Gina López y familia, Antonio Villalonga y su esposa Jesusita”, la señora Crucita de Lloverá y su esposo Jorge Lloverá, el cantante de musica llanera Antonia Sosa Mejias, Rafael Acosta “fino fino y Maga, la profesora Eneida Cisnero y familia, el profesor José Luis Cedeño y familia, Edy de Telleria, Jorge Luis Ortiz “el negro Ortiz” y familia, don “Peloyo” y familia la ingeniera Yudannis Natera de Centeno y familia, la profesora Nancy Cisnero y familia, Doña Rosa Sánchez de Delgado, don Valentin Castro y doña María, don Visitación Acuña y sus hijos, sin olvidar a la señora Gladis Fermin y sus hijos adornan la casa y elaboran un nacimiento muy peculiar , la tradición aun perdura en “Los Malabares” al llegar este bello mes, la comunidad colabora para pintar las aceras y dejar esa tradición con sabor y unión entre ellos debemos agradecerle por estar cultivando esa tradición: a Gregoria Castro “goya”, Ángel Telleria “noñgo, Carolina Sequera y sus hijas, Victor Aular “papa”,María “la niña negra”. Son tantos nombre que se olvidan, mil perdones y mil bendiciones que Dios Todopoderoso los llene de salud y éxitos. Y sigamos conservando todas esa tradiciones que se han ido perdiendo. Y enseñarlas a las nuevas generaciones que vienen que en “Los Malabares” aun somos tradicionalistas.


Samuel...el de Los Malabares.
El hijo de Samuel Elías Sánchez “el morocho” y Doña Carlota.
Sugerencia al correo: omar17_8471@hotmail.com


Les deseo un Venturoso y Prospero Año Nuevo 2012, lleno de Salud, Amor, Éxitos y todas las metas y proyectos se les cumplan, son los deseos de Samuel Omar Sánchez Terán y la sección “Cojedes de Antier”. Nos veremos en Enero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada